Maria Ressa alerta del peligro que es Facebook para la democracia, en su discurso del Premio Nobel de la Paz

La periodista, y Premio Nobel de la Paz, Maria Ressa alertó del peligro que supone Facebook para la democracia, el odio y la polarización, sobre todo, ante las elecciones que se celebrarán en diversos países en los próximos meses. Así lo denunció en el discurso de aceptación del galardón, que este año recogió con el también periodista ruso Dmitry Muratov

Maria Ressa alerta del peligro de Facebook para la Democracia en el discurso de aceptación del Premio Nobel de la Paz
Maria Ressa blande el lema de una camiseta durante el discurso de aceptación del Premio Nobel de la Paz.

La veterana periodista, y CEO de Rappler, Maria Ressa, recibió el Premio Nobel de la Paz 2021 junto con el periodista ruso Dmitry Muratov (Nobel 2020) el pasado viernes en Oslo, Noruega. 

En un emotivo discurso de aceptación, Ressa se presentó como “una representante de todos los periodistas del mundo que se ven obligados a sacrificarse para permanecer fieles a unos valores y una misión», que no es otra que la siguiente: 

“Traerles la verdad y hacer que el poder rinda cuentas”. 

La periodista Maria Ressa, durante el discurso de aceptación del Premio Nobel de la Paz.

La periodista filipina, que se enfrenta a más de 100 años de cárcel en su país, sin embargo, puso el foco en uno de los mayores peligros para la democracia, en su opinión, las redes sociales y, en particular Facebook.

Estos son algunos de los fragmentos más destacados de su discurso de aceptación del Premio Nobel de la Paz 2021: 

“La tecnología, con su poder divino (..) ha permitido que un virus de mentiras nos infecte a cada uno de nosotros, enfrentándonos unos a otros, sacando a relucir nuestros miedos, ira, odio y preparando el escenario para el surgimiento de dictadores en todo el mundo”. 

“Nuestra mayor necesidad hoy es transformar ese odio y violencia, el lodo tóxico que recorre nuestro ecosistema de información, priorizado por las empresas estadounidenses de Internet que ganan más dinero al difundir ese odio y desencadenar lo peor en nosotros”. 

“Lo que sucede en las redes sociales no se queda en las redes sociales. La violencia en línea es violencia en el mundo real”. 

“Las redes sociales son un juego mortal por el poder y el dinero, lo que Shoshana Zuboff llama capitalismo de vigilancia, que extrae nuestras vidas privadas para obtener ganancias corporativas descomunales”. 

“Nuestras experiencias personales se absorben en una base de datos, organizada por inteligencia artificial, y luego se venden al mejor postor. Las operaciones de microfocalización altamente rentables están diseñadas para socavar la voluntad humana”. 

“Lo he llamado repetidamente un sistema de modificación de comportamiento en el que todos somos los perros de Pavlov, experimentado en tiempo real con consecuencias desastrosas en países como el mío [Filipinas], Myanmar, India, Sri Lanka y muchos más”. 

“Estas corporaciones destructivas han desviado dinero de las organizaciones de noticias y ahora representan una amenaza fundamental para los mercados y las elecciones”. 

«Ese es el problema al que se enfrentan los países con elecciones el próximo año: entre ellos, Brasil, Hungría, Francia, Estados Unidos y mi Filipinas, donde estamos en un momento de vida o muerte con las elecciones presidenciales del 9 de mayo».

“Facebook es el distribuidor de noticias más grande del mundo y, sin embargo, los estudios han demostrado que las mentiras mezcladas con ira y odio se extienden más rápido y más lejos que los hechos”. 

“Estas empresas estadounidenses, que controlan nuestro ecosistema de información global, están sesgadas en contra de los hechos, en contra de los periodistas”. 

“Están, por diseño, dividiéndonos y radicalizándonos. Lo he dicho repetidamente durante los últimos cinco años: sin hechos, no se puede tener la verdad”. 

“Sin la verdad, no se puede tener confianza. Sin confianza, no tenemos una realidad compartida, no hay democracia, y se vuelve imposible lidiar con los problemas existenciales de nuestro tiempo: el clima, el coronavirus, ahora, la batalla por la verdad”. 

“Entonces, ¿qué vamos a hacer? Una bomba atómica invisible ha explotado en nuestro ecosistema de información y el mundo debe actuar como lo hizo después de Hiroshima”. 

“Como en ese momento, necesitamos crear nuevas instituciones, como las Naciones Unidas, y nuevos códigos que expresen nuestros valores, como la Declaración Universal de Derechos Humanos, para evitar que la humanidad empeore”. 

Es una carrera armamentista en el ecosistema de la información. Para detener eso se requiere un enfoque multilateral del que todos debemos ser parte. Comienza restaurando hechos”. 

“Necesitamos ecosistemas de información que vivan y mueran por los hechos. Hacemos esto cambiando las prioridades sociales para reconstruir el periodismo para el siglo XXI, mientras regulamos y proscribimos la economía de la vigilancia que se beneficia del odio y la mentira”. 

“Necesitamos ayudar al periodismo independiente a sobrevivir, primero brindando mayor protección a los periodistas y oponiéndose a los estados que atacan a los periodistas. Entonces, debemos abordar el colapso del modelo publicitario para el periodismo”. 

“Esa impunidad debe terminar. Estamos en un momento de puerta corrediza, donde podemos continuar por el camino en el que estamos y descender más hacia el fascismo o podemos optar por luchar por un mundo mejor. (…) Por favor, pregúntese”: 

-¿Qué está dispuesto a sacrificar por la verdad? 


Lee el discurso íntegro de aceptación del Premio Nobel de la Paz de Maria Ressa.


📩 Suscríbete a nuestra newsletter semanal que ya leen 1.200 directivos de los medios


▶︎ Conversa con discover GPT Pro, chatbot de IA entrenado para ganar audiencia en Google Discover

▶︎ Apúntate al canal de WhatsApp de #ReddePeriodistas